5 tips para potenciar tu estrategia de marketing digital inmobiliario durante la cuarentena

La coyuntura por COVID-19 se extiende, sin embargo, el 2020 nos dejó una importante lección sobre el negocio inmobiliario: mientras exista internet, la compra y alquiler de inmuebles está asegurada. El verdadero reto es superar a la competencia en el mercado digital.

El consumidor cambia de hábitos al ritmo de las actualizaciones tecnológicas. Las formas de atracción se transforman constantemente, lo que funcionó el año pasado podría no rendir los mismos frutos en 2021.

Pero descuida, a la fecha solo hay un par de ajustes que debes aplicar en tu estrategia de marketing digital inmobiliario para incrementar el flujo de leads y cumplir con tus objetivos de venta. Te lo resumimos en 5 tips fundamentales.

1. Enfoca tus esfuerzos en el posicionamiento en buscadores (SEO-SEM)

No nos cansaremos de repetirlo, el 80% de las búsquedas inmobiliarias comienzan por internet (Properati). En 2019 se registró un tráfico de 1.3 millones de personas con disposición de compra.

¿Y por qué prefieren el mercado digital? Porque la experiencia de compra es mucho más eficiente. En internet encuentran herramientas que les permiten filtrar sus opciones por ubicación, precio y tamaño, además de hacer comparaciones en tiempo real.

Entonces tu prioridad debe ser aparecer en el primer lugar de Google cuando alguien busque los términos: “apartamentos en Barranco” o “casas en Jesús María”. Y esto solo es posible de dos formas: con SEO o SEM.

SEO: Es el conjunto de técnicas que debes aplicar en tu página web o blog para que sean más amigables con Google. Estas optimizaciones nacen de una investigación previa de palabras clave, que te ayudarán a identificar cuáles son las keywords más buscadas en internet. Una buena estrategia SEO posicionará tu inmobiliaria en el primer lugar orgánico del ranking, que por lo general se lleva el 70% de la cuota de clics. Su única desventaja: toma meses comenzar a ver resultados, de acuerdo al nivel de competencia.

SEM: A diferencia del SEO, las campañas SEM te hacen aparecer en la cima de los resultados de búsqueda de un día para otro, pero necesitas inversión en pauta. Con Google Adwords puedes diseñar campañas para posicionarte con palabras clave de gran importancia estratégica, que casi siempre implican una transacción. Su única desventaja: las campañas funcionan con un sistema de pujas por keywords, de modo que debes poder pagar lo mismo o más que tu competencia para aparecer igual o más cantidad de veces.

Consejo de oro: crea un blog. Un blog es una excelente técnica de atracción de prospectos, las personas se enganchan con temas que son de su interés y tienen más interés en adquirir los servicios de una inmobiliaria que los ayude en su búsqueda con información gratuita. Además, tener un blog te ayudará a posicionar más keywords importantes y son un excelente canal de adquisición de tráfico social si se promocionan por redes sociales.

Y hablando de redes sociales…

2. Cultiva relaciones en redes sociales

No limites tu estrategia a la publicación de contenido transaccional. Un gran error que cometen muchas inmobiliarias es enfocar su contenido únicamente a la venta directa, cuando existen muchos tipos de contenido que indirectamente te llevan al mismo objetivo, pero estrechan una conexión o relación de confianza en el camino.

Explora nuevos formatos de contenido, difunde información utilitaria, ayuda a tus seguidores y verás que en poco tiempo tendrás una sólida comunidad. Todo este tráfico social es súper importante para tu página web, porque te ayuda a mejorar indicadores como la tasa de rebote o tiempo de permanencia, que son importantes para Google al momento de posicionar tu negocio.

Además, tus promociones en redes sociales serán más efectivas si tu contenido engancha, de lo contrario tendrás buen alcance pero una tasa de clics o leads muy baja.

3. No abandones a tus prospectos: usa email marketing

Otro gran error del marketing inmobiliario es abandonar al usuario después de su primera consulta. Si estás haciendo esto, es momento de replantear tu lista de contactos. Separa tus prospectos de acuerdo al momento de compra en que se encuentran y arma una estrategia de contenidos para cada lista de contactos. El mensaje o promoción que envías a tus leads que están a un paso de comprar no funciona en usuarios que apenas consultaron un par de precios. Es importante ser estratégicos y ofrecer ofertas de valor irresistibles en cada etapa del proceso de compra.

Esta comunicación constante no solo generará recordación de marca, sino también, aumentará tus probabilidades de transformar usuarios en compradores.

4. Tu equipo de marketing y ventas debe ser activo y constante

Aunque parece estar sobreentendido, es importante subrayar la importancia de la inmediatez. Internet es un entorno muy veloz y un segundo perdido es un cliente perdido. Una atención rápida y eficaz suma muchos puntos al momento de tomar una decisión de compra, especialmente en el mercado digital.

5. Necesitas un CRM Inmobiliario

Para planificar buenos contenidos digitales, desarrollar ofertas de valor y asistir a los compradores se necesita tiempo, y por lo general, el mercado inmobiliario es muy dinámico y resulta imposible repetir las buenas prácticas del marketing digital con cada usuario.

¿Entonces cuál es la solución? Un CRM Inmobiliario.

Un buen CRM inmobiliario te permite automatizar los procesos de marketing que más tiempo toman: segmentar base de datos, enviar correos electrónicos, responder preguntas frecuentes y atender a los usuarios que apenas están en la fase de búsqueda e investigación.

Estratégicamente, es mejor enfocar el esfuerzo de tu equipo en los prospectos a punto de cierre, pero por ningún motivo puedes descuidar a los que inician el flujo de conversión. Un CRM inmobiliario te ayudará con estas gestiones y así podrás equilibrar tus esfuerzos.

Si quieres más información al respecto, te recomendamos leer nuestro artículo: ¿Por qué debes empezar el año con un CRM inmobiliario?

ARTÍCULOS RELACIONADOS